4 FORMAS DE CÓMO ABRIR UNA CERRADURA

Cómo abrir una cerradura

Dejar las llaves dentro de casa u olvidarlas en cualquier lugar puede ser una experiencia por demás desagradable. Y lo será aún más cuando hay afán para entrar hasta la residencia. Es que ni siquiera el más avispado está exento de quedar atrapado fuera del hogar, por lo que te vamos a enseñar cómo abrir una cerradura sin llave.

Sí, es cierto, a medida que pasa el tiempo y las medidas de seguridad de la casa se van extremando, empiezan a aparecer en el mercado nuevos modelos de cerraduras que parecieran confiables, impenetrables e indestructibles. Pero lo cierto del caso es que sin importar la calidad con la que hayan sido fabricados, siempre habrá una manera de abrirlos.
Cómo Abrir una PUERTA con una RADIOGRAFIA en Amazon

Y hoy te diremos cómo destrabar una cerradura sin su llave solo en casos de emergencia. Ahora, presta mucha atención a los métodos que vamos a enseñarte y aplícalos solo de ser necesario.

Aprende cómo abrir una cerradura

Los tipos de cerraduras varían según el diseño. Pero no importa el modelo o la forma como han sido fabricadas. Siempre habrá una manera de poder abrirlas cuando se han quedado trabadas. Y lo mejor es que puedes hacerlo tú mismo sin que tengas que pagar los servicios de un cerrajero y sin que debas romperte la cabeza pensando en algún método de poder entrar a casa. Aquí algunas técnicas:

#1. Utiliza el método de la ganzúa

Para abrir una cerradura sin llaves puedes adquirir un kit de ganzúas. Las ferreterías disponen de él a buen precio y la verdad es que son bastante prácticas. Las hay de diferentes tipos como de relieve, en forma dentada o tensor. Tendrás que escoger la que mejor se adapte a la cerradura que deseas abrir.

Es bastante fácil de usar. Solo tendrás que introducir la ganzúa en la cerradura al mismo tiempo que el tensor. Haz un poco de presión con el tensor hacia la apertura de la cerradura. A la vez, haz algunos movimientos con las ganzúas hasta lograr destrabar la puerta por completo.

#2. El mecanismo bumping

Son ideales para cerraduras que no cuentan con un sistema antibumping. Por lo general, la mayoría de las puertas no están provistas de esta nueva tecnología, por lo que será mucho más fácil. Solo tienes que conseguir una llave similar a la original, introducirla en la boca de la cerradura y dar unos pequeños suaves golpes con un martillo de goma.
Cómo Abrir una PUERTA con una RADIOGRAFIA en Amazon

De esta manera, conseguirás que los pistones se alineen para abrir la cerradura sin llaves y sin problema alguno. Se trata de un método bastante sencillo utilizado por la mayoría de los cerrajeros.

#3. Aplica la fuerza

No se aplica para todas las puertas, pero a veces funciona. Las puertas que puedes abrir con un golpe seco de patada son las que están ubicadas al interior por ser más frágiles. Son aquellas que no cuentan con una cerradura como tal, pero sí con un pestillo o resbalón.

Muchas personas aplican estas técnicas pero en casos de emergencia, ya que la misma acarrea daños que tendrás que resarcir desembolsando un poco de dinero. Toma en cuenta que las puertas también son abiertas con arietes por parte de los efectivos policiales, pero se trata de una técnica utilizada por profesionales.

No se recomienda golpear una puerta con el hombro, ya que podrías salir lastimado tras cada intento.

#4. Utiliza una pata de cabra

Se trata de otra manera de abrir una cerradura a la fuerza. Pero si el caso lo amerita, entonces no habrá más remedio que utilizar la palanca o pata de cabra. Mientras más larga sea, mucho mejor porque te permite presionar con mucho más poder.

Tendrás que introducir la pata de cabra entre la puerta y el marco de la puerta y presionar a todo lo que da hasta lograr tu cometido. 

Y tú… ¿Cuál de estos métodos usarías?

Comparte WWW.ManualCerrajero.COM

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *