Cómo abrir una chapa de bola: Guía paso a paso para abrir sin llave

1/5 - (1 voto)

Si te encuentras frente a una puerta con cerradura tipo chapa de bola sin llave, no te preocupes, existen formas de abrirla. En este artículo, te presentamos una guía paso a paso para abrir una chapa de bola sin llave.

✍ ¿Qué es una chapa de bola?

Antes de comenzar, es importante saber qué es una chapa de bola. Es un tipo de cerradura que se utiliza para puertas de seguridad y se llama así por su forma redonda y esférica.

Por lo general, estas cerraduras requieren de una llave para poder abrirse, pero en algunas ocasiones podemos encontrarnos con la necesidad de abrirlas sin ella.

como abrir una chapa de bola
ejemplo tipo de cerradura chapa de bola

🔓 Herramientas necesarias para abrir una chapa de bola

Para abrir una chapa de bola sin llave, necesitarás algunas herramientas. Algunas de ellas pueden ser:

  • Destornillador de cabeza plana
  • Destornillador de cabeza Phillips
  • Alicates
  • Palanca o ganzúa de apertura

🔓 Como abrir una cerradura tipo chapa de bola por fuera paso a paso

Paso 1: Comprobar que la puerta no está cerrada con llave

Antes de comenzar a intentar abrir la chapa de bola sin llave, comprueba que la puerta no está cerrada con llave desde dentro. En caso contrario, ninguna técnica de apertura funcionará.

Paso 2: Quitar los tornillos de la chapa

Con el destornillador adecuado, quita los tornillos que sujetan la chapa a la puerta. En algunos casos, los tornillos están cubiertos por una placa protectora, que deberás retirar primero.

Paso 3: Separar la chapa de la puerta

Una vez que hayas quitado los tornillos, utiliza los alicates para separar la chapa de la puerta. Ten cuidado de no dañar la chapa ni la puerta durante este proceso.

Paso 4: Abrir la chapa con una palanca o ganzúa

Si los pasos anteriores no han funcionado, tendrás que recurrir a una palanca o ganzúa de apertura para abrir la chapa de bola. Para ello, inserta la herramienta en la cerradura y comienza a moverla suavemente hasta que sientas que la cerradura ha cedido.

Paso 5: Reemplazar la chapa

Una vez que hayas logrado abrir la chapa de bola, tendrás que reemplazarla en la puerta. Coloca la chapa en su posición original y atornilla los tornillos de sujeción.

Consejos adicionales para abrir una cerradura chapa de bola sin llave

  • Si no tienes experiencia abriendo cerraduras, es recomendable que llames a un cerrajero profesional para que te ayude.
  • Si tienes una chapa de bola con llave y la has perdido, intenta conseguir una llave de repuesto antes de intentar abrir la cerradura sin ella.

Con esta guía, podrás abrir una chapa de bola sin llave en caso de emergencia. Recuerda, siempre es importante tomar precauciones para proteger tu hogar y propiedad, y llamar a un cerrajero profesional si no te sientes seguro realizando el procedimiento por ti mismo.

Otros métodos para abrir una cerradura de chapa de bola

Las cerraduras chapas bola son comunes en puertas de dormitorios, baños o almacenes. Esto no quiere decir que no podemos ver o colocar una chapa bola en la puerta de salida del hogar. Pero la verdad es que el nivel de seguridad que presta no es muy alto.

Las chapas bolas son cerraduras de pomo típicas, las cuales son fabricadas en metal. Podemos decir que estas cerraduras son fáciles de vulnerar, pero la verdad es que resultan un poco complicadas si no sabemos cómo abrirlas sin tener una llave o cómo forzarlas.

Puede que nuestro caso implique alguna emergencia y amerite abrirla antes de encontrar la llave, pensando en eso te traemos algunas maneras de cómo abrir chapa bola. Puedes revisar cada una de manera detallada, buscar las herramientas necesarias para aplicarla y así abrir esa puerta antes de que te empiece a generar dolor de cabeza.

Cómo abrir una chapa de bola

Desdoblando un clip para papel

Los clips para papel son muy usados en oficinas para mantener organizados los documentos. También se utilizan en los colegios para, de igual manera, organizar cierta cantidad de papel.

Podemos encontrar clips forrados con plástico de diferentes colores, o sin recubrir. Para la aplicación de este método usaremos preferiblemente un clip sin forrado plástico. Por su puesto, si solo tenemos forrados, de igual manera podemos intentar retirar el plástico con un cuchillo.

Lo que haremos primero será desdoblar el clip, creando en una punta una especie de J o gancho, podemos dejar un pedazo sin desdoblar para que sea más fácil manejarlo. Ahora introduciremos la punta de clip por el ojo de la cerradura e intentaremos hacer un movimiento como si estuviéramos halando.

Lo que en realidad queremos es mover el sistema que se encuentra en el interior de la cerradura. Podemos, además, girar el pomo en la dirección que abre el mecanismo, para así lograr abrirlo de manera más fácil.

abrir una cerradura de chapa de bola con un clip

Introduciendo un gancho para el cabello

Se trata de un método muy conocido y para su aplicación solo necesitaremos un gancho para el cabello. Los ganchos para el cabello u horquillas son piezas de metal doblados, algunos, con plástico en sus puntas. A esos, necesitamos quitarle las puntas de plástico para evitar que se quede dentro de la cerradura y la trabe.

Las puntas pueden ser retiradas con una pinza o con un alicate, presionando y halando con fuerza. Ya con el gancho preparado procederemos a introducirlo por el ojo de la cerradura, lo más que podamos.

Una vez que esté bien adentro realizamos un movimiento en la misma dirección que las manecillas del reloj, mientras que al tiempo giramos la manilla o pomo con la otra mano, en el mismo sentido que hemos girado el gancho. Debemos aplicar fuerza suficiente para poder abrir la cerradura.

Usando un destornillador

Para este método necesitaremos un destornillador, de preferencia de pala, que tenga las dimensiones necesarias para entrar por el ojo de la cerradura.

No debe ser un destornillador muy delgado o largo, pues aplicaremos cierta fuerza en la ejecución del método y podríamos romperlo. Además, que debemos tener cuidado para no hacernos daño.

Teniendo el destornillador elegido, debemos introducirlo por el orificio donde ingresamos la llave en la cerradura y, como explicamos en el método del gancho, introduciremos el destornillador lo más adentro posible, para luego realizar un movimiento en la dirección de las agujas del reloj.

Igual que en el método anterior, podemos girar la manilla o pomo en la misma dirección en la que hemos girado el destornillador. De esta manera podemos abrir la cerradura.

Es posible sustituir la utilización del destornillador por un cuchillo largo, o un cuchillo de untar que, como es de esperarse, tenga las dimensiones adecuadas para entrar por el ojo de la cerradura para, finalmente, aplicar el método explicado en la parte anterior.

Usando una tarjeta

Si nos encontramos fuera de la habitación, una tarjeta plástica también puede ayudarnos a resolver en problema en cuestión. Desde una tarjeta de crédito hasta un plástico delgado y resistente puede ayudarnos en esta labor.

En este caso, es importante tener precaución con la tarjeta a utilizar, ya que puede sufrir daños por el esfuerzo que tiene que realizar. Si no quieres arriesgarte, un plástico resistente es la mejor opción.

Lo que ahora debemos hacer es tomar la tarjeta de forma vertical e introducirla en la abertura que se encuentra entre el marco y la puerta. Debemos comenzar un poco por encima de la posición donde se encuentra la cerradura, y bajar la tarjeta verticalmente siguiendo la dirección de la ranura hacia la cerradura.

Aplicando algo de presión, llegaremos al punto donde se encuentra el pestillo metálico; este tiene una parte curva y debemos lograr que la tarjeta se introduzca entre ella y el marco, lo que podemos lograr realizando un poco más de presión.

Mientras seguimos moviendo la tarjeta, aplicaremos un movimiento que incline la tarjeta hacia el pomo, esto para lograr que la parte curva del pomo se deslice más fácilmente por la tarjeta. Si los movimientos realizados son precisos, tenemos la cerradura abierta

Si aún no hemos logrado abrir la puerta tras varios intentos, podemos añadir lo que vamos a considerar como un plus: se trata de empujar la puerta con la mano que tenemos libre, y al hacerlo hay que realizar movimientos hacia atrás y hacia adelante mientras maniobramos con la tarjeta.

También podemos reposar nuestro cuerpo en la puerta, mientras que con la otra mano (con la que no sostenemos la tarjeta) giramos la manilla de la puerta. Si aplicamos los movimientos en el mismo momento, deberíamos tener una mayor efectividad y abrir la cerradura.

Abrir una chapa bola por primera vez es una tarea compleja, pero con el empeño y la paciencia suficiente podemos lograrlo. El secreto para que estas técnicas funcionen está en realizarlos cuando estemos física y mentalmente preparados, y sin nada de estrés.

En el caso contrario, lo mejor es llamar a un experto cerrajero o, en último caso, derribar la puerta o romper la cerradura; aunque ese caso implique gastar dinero.

Preguntas frecuentes

1. ¿Qué hago si la chapa de bola tiene un sistema de bloqueo de seguridad?

Si la chapa de bola cuenta con un sistema de bloqueo de seguridad, es posible que sea más difícil abrirla sin la llave. En este caso, es recomendable que busques ayuda de un cerrajero profesional para evitar causar daños a la cerradura o a la puerta.

2. ¿Cómo puedo evitar quedarme fuera de mi casa si pierdo la llave de la chapa de bola?

Para evitar quedarte fuera de tu casa en caso de perder la llave de la chapa de bola, es recomendable que tengas una copia de la llave en un lugar seguro o que instales una cerradura adicional en la puerta de entrada.

3. ¿Es ilegal abrir una chapa de bola sin llave?

En la mayoría de los países, es ilegal abrir una chapa de bola sin la autorización del dueño de la propiedad. Solo en casos de emergencia o con el consentimiento del dueño, se permite la apertura de la cerradura sin llave.

4. ¿Puedo usar cualquier tipo de herramienta para abrir una chapa de bola?

No todas las herramientas son adecuadas para abrir una chapa de bola sin llave. Es importante que utilices herramientas específicas para este tipo de cerraduras, como palancas o ganzúas de apertura, para evitar dañar la cerradura o la puerta.

5. ¿Cómo puedo mantener segura mi cerradura chapa de bola?

Para mantener segura tu chapa de bola, es importante que la limpies y lubriques regularmente. Además, asegúrate de tener una copia de la llave en un lugar seguro y no la compartas con personas desconocidas. También puedes considerar la instalación de una cerradura adicional para reforzar la seguridad de tu puerta de entrada.

Esperamos que esta guía te haya sido útil para abrir una chapa de bola sin llave.

Recuerda siempre tomar precauciones y buscar ayuda profesional si no te sientes seguro realizando el procedimiento por ti mismo. La seguridad de tu hogar y propiedad es lo más importante.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *