Qué es más seguro dejar la llave puesta o quitarla

Qué es más seguro dejar la llave puesta o quitarla

La constante búsqueda de nuevos métodos para aumentar la seguridad de nuestros hogares, nos ha llevado a crear tácticas con el objetivo de proteger a nuestras familias y pertenencias. Posiblemente, una de las preguntas que nos formulamos con mayor frecuencia durante el día sea ¿cerré la puerta con llave?; ya que nos preocupa muchísimo el estado en el que dejamos nuestra vivienda y no es para menos. Estos recintos son nuestros lugares de descanso, donde nos sentimos en paz, tranquilidad y compartimos con nuestros seres queridos.

Por ello, nuestros hogares siempre deben ser lo más seguros posible. Pero aunque sea nuestro mayor deseo, en ocasiones no contamos con los recursos necesarios para aumentar los niveles de seguridad. A veces resulta bastante difícil contar con el presupuesto para adquirir una nueva cerradura de seguridad, un sistema de alarmas o un videoportero. Esto nos lleva a buscar métodos que nos confieran un poco de protección extra, para dormir cada noche con la mayor serenidad posible.

De una de estas ideas surge el planteamiento que establece que, dejar la llave puesta en el cilindro lo hace invulnerable; pero ¿es realmente cierta esta hipótesis?. Si te estas preguntando si es más seguro dejar la llave puesta o quitarla, continúa leyendo y descubre la verdad:

Dejar la llave puesta en la cerradura: ¿Es realmente una técnica infalible?

Antiguamente se creía que dejar la llave puesta dentro del cilindro, haría que la puerta fuese impenetrable. Esta costumbre se ha extendido a lo largo de las décadas entre las distintas generaciones, pero muchos se preguntan cuál es su grado de su veracidad.

La lógica nos hace razonar que si nuestra llave se encuentra puesta en el lado interno del cilindro, nadie podrá desde el exterior colocar otra y que aun si lo hiciera, su llave no podrá girar debido a que la nuestra ocupa el espacio interior. En este mismo orden de ideas, pensamos que un delincuente no podrá insertar ninguna herramienta en el cerrojo porque nuestra llave se encuentra allí; por consiguiente nada podrá hacer girar el mecanismo de la cerradura y no se podrá abrir la puerta.

Estas teorías generalizadas del imaginario popular, llevan décadas rondando por la mente de muchas personas en todo el mundo. Esto se debe a que anteriormente se tenía por costumbre dejar las llaves puestas por comodidad, pero luego la idea fue transformándose hasta convertirse en una medida de seguridad estándar.

¡Cuidado! Los tipos de cerraduras también son importantes

La costumbre de dejar las llaves puestas dentro de la cerradura surge, debido a la creencia de que esta acción trae efectos positivos en la seguridad de la vivienda; pero esto no podría estar más alejado de la realidad. En los hogares con cerraduras de bombillo, la acción de dejar o quitar la llave no presenta ningún cambio significativo en la seguridad. Por lo que de hecho, puede ser tomado como un acto completamente indiferente.

En el caso de las cerraduras con llaves de Borjas, esta acción si obtendrá un resultado, más no el deseado. Dejar la llave en el interior del cilindro, podría suponer un enorme riesgo para la seguridad de la propiedad y sus residentes. Esto se debe a que, cuando dejamos la llave de Borjas en la puerta estamos dejando expuesto el código de la misma; por lo que el delincuente podría manipular la llave y finalmente abrir la puerta.

Por otro lado, en algunas cerraduras modernas; la acción de insertar la llave, girarla y dejarla en posición cruzada podría aumentar un poco el nivel de protección. Pero es necesario señalar que si un intruso desea ingresar en la vivienda, lo hará. Bien sea utilizando imanes, alambres o cualquier otro medio para quitar la llave del cilindro.

Precauciones y consecuencias de dejar la llave puesta

Además de los potenciales problemas de seguridad que, pueden generarse por dejar la llave dentro de la cerradura; es preciso señalar que, tampoco es una buena idea desde un punto de vista más ortodoxo. Las cerraduras son sistemas que utilizamos diariamente y por consiguiente, se encuentran trabajando constantemente sopesando la inclemencia del clima, el paso del tiempo, la falta de mantenimiento y la acumulación de polvo o suciedad.

Son pocos los propietarios que se toman la molestia de hacer mantenimiento regularmente a sus cerraduras, por lo que muchas veces la tarea de bloquear o desbloquear una puerta se dificulta. A esto debemos sumarle que, dejar las llaves dentro día tras día solo multiplica las probabilidades de que a mediano o largo plazo, la cerradura se atasque, envejezca, se desgaste su sistema de funcionamiento interno, sufra problemas y demás inconvenientes.

En resumen, dejar las llaves puestas en el interior de la cerradura no sólo puede aumentar las probabilidad de éxito para los delincuentes; sino que además, perjudicará la salud de la cerradura.

Entonces… ¿Es correcto dejar las llaves puestas dentro de la cerradura?

Son muchos los factores que intervienen, para que esta acción genere más desventajas que ventajas. No es solo los posibles problemas en la salud de la cerradura o, la probabilidad de que un ladrón gire la llave que se encuentra puesta del lado interno y abra finalmente la puerta. Sino que además, en caso de ocurrir un accidente en el interior del hogar y que otro habitante intente abrir la puerta con la copia de su llave, no podrá hacerlo. Por lo que este se vería obligado a tener que llamar a un cerrajero o peor aún, a los bomberos en caso de que se tratase de una emergencia.

En conclusión, si deseas una respuesta tácita sobre si dejar la llave puesta o no en el interior del cilindro es: no. Protege a tu familia, a tu hogar y a ti mismo adquiriendo un escudo protector, una nueva cerradura de alta seguridad o un sistema de alarmas. Pero no dejes en manos de una creencia popular, la seguridad de tu familia.

Comparte WWW.ManualCerrajero.COM